lunes, 4 de julio de 2016

¿Sigo vivo?

Diosssss, han pasado mas de 7 meses desde que escribí la última entrada del blog. Esto no se suponía que tenía que ser tan dificil XD


En fin. De las cosas que dije en octubre que iba a hacer, algunas hice. Participé en el concurso de Un dungeon en una página, aunque no gané, el nivel era muy alto. Yo participé con El Laboratorio Astrológico de las Brujas Serpiente. El documento en el que se reunen los 17 dungeons presentados puede descargarse en la página de Rol Solidario en formato PDF pagando lo que os apetezca, todos los beneficios serán donados.


También participé en el Desafío de los 30 Días, que promueve Kano desde su página, y conseguí terminarlo a tiempo, a trancas y barrancas, eso si. La verdad es que me mola el desafío porque me obliga a salir de mi zona de confort vaguncio y me arroja a los plazos de entrega. Espero seguir participando este año, a ver si hay suerte y toca temática de ciencia ficción.


En cuanto a la práctica del rol, pues de eso poco. Dejamos aparcada la partida de Forgotten y empezamos a jugar el Kingsmaker de Paizo con sistema Rolemaster (¿soy yo o los frikis nos rebelamos sistemáticamente a jugar los módulos con los sistemas para los que fueron concebidos?), pero tampoco hemos sido muy constantes. Los dos masters activos que tenemos están liados con trabajos, hijos y oposiciones, la vida real que interrumpe nuestras evasiones a lugares mejores y más sencillos en los que SI podemos ser decisivos, relevantes. Yo tengo muchos juegos que quiero probar, como el Eclipse Phase, el Cthulhu 7ª edición o el Dungeon Crawl Classic, pero a lo único que he dirigido es a Runequest 6 en el mundo que estoy desarrollando a parches. Soy el ejemplo perfecto de la procrastinación.


Bueno, eso es todo por el momento. Supongo que nos leeremos por aquí...algún día.